Análisis de los requisitos de medición y monitorización en ISO 9001:2015

Análisis de los requisitos de medición y monitorización en ISO 9001:2015

requisitos de medición y monitorización en ISO 9001:2015Medición y monitorización en ISO 9001:2015

Medición y monitorización son elementos esenciales de ISO 9001:2015. Esto es algo que no ha cambiado. La versión 2008 también los consideraba importantes, como sinónimos. Ahora los requisitos de medición y monitorización en ISO 9001:2015 se definen por separado.

La norma entiende el monitoreo como una verificación del estado del sistema, según sus procesos y los resultados que estos arrojan, en tanto que la medición busca obtener una calificación de valor. 

Después de todo, una medición es el conjunto de operaciones que tienen por objetivo determinar el valor de una cantidad, mientras monitoreo, es la supervisión continúa de un proyecto o proceso, basado en los valores predeterminados.

El asunto va más allá de un tema semántico. En el entorno del Sistema de Gestión de la Calidad, la organización debe afrontar la medición y la monitorización como los procesos esenciales que permiten recaudar las pruebas de la eficacia del sistema. Veamos cuáles son las diferencias sustanciales con la norma de 2008 y cómo lograr que estos dos elementos resulten eficaces en el propósito de ofrecer mejoras continuas al sistema.




Matricúlate en el curso online Auditor Interno ISO 9001:2015



Requisitos de medición y monitorización en ISO 9001:2015 – Las diferencias

La revisión 2015 de la norma, nos dice que las organizaciones utilizaran información, como prueba veraz de la eficacia del sistema, y que, para obtener esta información, se hará uso de los recursos de monitorización y medición.

Si comparamos con lo dispuesto en la cláusula 8 de ISO 9001:2008, que tan solo determina que “se hará uso de la monitorización y la medición” y que los métodos para hacerlo serán determinados por la organización, encontramos una gran diferencia. Una diferencia que le exige a la organización emprender las siguientes acciones:

  • Asegurar recursos necesarios para que las actividades de monitorización y medición resulten eficaces.
  • Hacer uso de las pruebas obtenidas con base en la medición y monitorización, para tomar decisiones.
  • Con base en las pruebas obtenidas, emprender procesos de mejora continua del sistema.

Es claro que, de acuerdo con lo dispuesto por la norma, los requisitos de medición y monitorización en ISO 9001:2015, son la base para asegurar dos principios esenciales de un Sistema de Gestión de la Calidad: la satisfacción del cliente y la continua mejora del sistema. Pero ¿Cómo pueden la monitorización y la medición suministrar satisfacción al cliente? Veamos:

Conoce este análisis de los #Requisitos de #MediciónyMonitorización en #ISO90012015 Clic para tuitear

Medición y monitorización – Satisfacción del cliente

Implementar un Sistema de Gestión de la Calidad, implica encadenar procesos que garanticen la satisfacción del cliente, con base en la calidad del producto suministrado.

En la práctica, los productos se fabrican (o se ofrecen servicios) de acuerdo con las especificaciones solicitadas por los clientes, que cumplen con sus expectativas y necesidades. La organización suministra los recursos y lleva a cabo la medición inicial, para asegurar que cumplen con las especificaciones y que son iguales a la muestra o a lo requerido por el cliente.

Cuando el producto está listo para su prueba final, antes de ser despachado, la organización debe proveer los recursos y los procesos que permitan llevar a cabo el monitoreo que asegure que este producto cumple con las especificaciones solicitadas por el cliente.

Utilizamos las dos acciones – medición y monitorización – en forma conjunta, aunque la revisión de la norma de 2015 las separe. Lo cierto es que estos procesos resultan eficaces para asegurar la calidad total de los productos y, por supuesto, el cumplimiento de las expectativas de los clientes. Por lo tanto, podemos decir que son eficaces.

Los requisitos de medición y monitorización en ISO 9001:2015 en beneficio de la organización

Si utilizamos un Sistema de Gestión de la Calidad, porque deseamos reducir o eliminar la insatisfacción de los clientes, mejorar la percepción de la marca, o simplemente mejorar los indicadores de calidad, la evidencia precisa de la eficacia del sistema nos la proporcionan los requisitos de medición y monitorización.

Pero para que estas actividades cumplan con su propósito y satisfagan los objetivos propuestos, la organización debe comprometer los recursos y la planificación necesarios. La mejora continua del Sistema de Gestión de la Calidad, basada en las evidencias provistas por los requisitos de medición y monitorización en ISO 9001:2015 garantiza que se cumplan y superen las expectativas de los clientes, beneficiándolos a ellos, y por supuesto a su organización.

Si quiere ampliar la información sobre los nuevos requisitos de medición y monitorización en ISO 9001:2015 puede acceder al Curso Metodologías para la Implementación y Certificación ISO 9001 2015, donde conocerá cómo aplicar correctamente los nuevos requisitos de la norma para implementar o realizar una transición efectiva de un Sistema de Gestión de la Calidad a la nueva revisión de la norma ISO 9001:2015.

Así mismo, si quiere conocer todos los cursos sobre las áreas QHSE y Estrategia puede acceder a nuestra oferta formativa o pedir más información a través de nuestro formulario de contacto si desea resolver cualquier duda. 




Diplomado-iso-9001-2015



Compartir esta entrada